6 formas de Financiarse en el fútbol

Dr. Ab. Paulo César Morocho E.

1. Financiamiento interno

El financiamiento interno o autofinanciación es cuando el futbolista o la empresa (equipo) de fútbol (equipo), utiliza los recursos propios generados previamente a través de su actividad. En algunos casos, estos fondos suelen ser suficientes para financiar inversiones de cualquier tipo, que le permitan al futbolista o equipo incrementar su rentabilidad. En otras palabras, el financiamiento interno no involucra fondos de fuentes externas, como en otros casos que veremos más adelante.

Ventajas:

Es una fuente de financiación más barata.

Los gastos financieros se reducen, ya que no hay pago de intereses o de otro tipo.

Mientras más fondos propios tiene el futbolista o el equipo de fútbol, más confiable se percibe en el mercado.

Desventajas

Los recursos disponibles pueden ser limitados y, por tanto, esto limita la inversión y la rentabilidad.

El coste de oportunidad puede ser muy alto. Es decir, se renuncia a otras oportunidades rentables por tomar las únicas disponibles que tiene el futbolista o el equipo de fútbol.

Los dividendos producto de la rentabilidad que se entregan al futbolista o al equipo se reducen y puede ocasionar insatisfacción.

2. Apalancamiento financiero

El apalancamiento financiero consiste en combinar una porción de los fondos propios del futbolista o el equipo de fútbol con fondos provenientes de fuentes externas, como las entidades bancarias y su oferta crediticia. Pero, ¿cuándo se usa este tipo de financiación? Dependiendo de los objetivos que tenga (la importancia de tener un plan en el fútbol), el apalancamiento se emplea cuando se quiere invertir más dinero del que realmente se tiene.

Aquí la fórmula es:

Mayores fondos disponibles significan una mayor inversión.

Y a mayor inversión mayor será la rentabilidad.

¡Eso sí! Es fundamental que la inversión no fracase, pero estamos seguros que eres un buen futbolista y empresa de fútbol. Recuerda el Plan.

3. Bootstrapping

Quizá el término no te suene familiar pero probablemente utilizaste este método para financiar muchos proyectos o inclusive tu actual carrera.

El bootstrapping es una forma de financiamiento para futbolistas y equipos de fútbol que consiste en empezar un negocio desde cero únicamente con los recursos que se tienen en ese momento, aunque sean pocos. Y cuando hablamos de recursos, nos referimos literalmente a todo lo que se tenga disponible en casa y que se pueda usar para dar el gran paso y emprender en esta industria del fútbol. Ejemplos de estas inversiones son los ahorros de todo el año, la computadora personal, el teléfono, un terreno comunitario donde entrenar…todo sirve y es valioso cuando se quiere apostar por una idea. Veamos algunos pros y contras del bootstrapping.

Pros      

No se depende financieramente de terceros.

Los futbolistas y los equipos de fútbol desarrollan la recursividad e innovación.

No se necesita un gran capital para echar a andar la carrera de futbolista o un equipo de fútbol.              

Contras

La carrera futbolística o el equipo de fútbol se estanca si no se invierte en su desarrollo y crecimiento.

El futbolista y el equipo de fútbol asume todo el riesgo financiero.

Se presentan mayores limitaciones (tiempo, dinero, recursos) para el desarrollo de la actividad comercial de promoción al futbolista y al equipo.

4. Inversionistas ángel o Inversionista Capitalista

Si te gustan los programas de TV sobre emprendimiento y negocios, seguro conoces esta opción de financiamiento, en donde aparece una persona con mucho dinero que mira un futbolista y decide gastar mucho dinero en el o ella para su carrera, o bien un aficionado que es millonario y que llega a rescatar al equipo del cual es hincha, bueno, la mala noticia es que eso sucedía hace muchos años y sirvió como inspiración para muchas historias, pero ya no sucede más.

El actual inversionista ángel o socio capitalista es una persona, normalmente empresario, que tiene la capacidad financiera para aportar capital a una idea o negocio con alto potencial de crecimiento, a cambio de un porcentaje de las utilidades, por supuesto. Fíjate que dice idea, no dice futbolista o equipo, luego dice negocio, si esto se trata de negocio y lo que se quiere es obtener una rentabilidad a la inversión.

El apostar por una idea hace que el empresario se involucre en los procesos y decisiones del futbolista o equipo de fútbol negocio. Además, aporta su conocimiento y expertise al futbolista o equipo, brindándole una red de apoyo y de contactos muy valiosa, pero también podría generarle conflictos y limitaciones. No se le ocurra pensar que alguien va a invertir en un futbolista o equipo de fútbol y va a dejarle hacer lo que quiera, en realidad suelen ser controladores y es que es lógico él está invirtiendo el dinero y tiene que cuidar de la inversión, no le está regalando el dinero.  

Para atraer a inversionistas ángel, necesitas tener tu concepto, proyecciones y resultados que mostrar (No vendas humo porque al rato se nota). Estos son el soporte más fuerte que tiene tu carrera y equipo para lucir económicamente atractiva.

5. Crowdfunding

Consiste en una campaña de microfinanciación o también de financiación colectiva. A través de plataformas digitales, se recaudan los fondos necesarios para financiar a un futbolista o un equipo de fútbol que carecen de capital. Por supuesto, es requisito obligatorio que los detalles del negocio se expongan abiertamente y de manera formal para legitimarla ante los inversores. ¡Es importante generar confianza!

Si, tienes que señalar los detalles del negocio, de nuevo señalamos la necesidad de tener un plan para presentar a las personas y mostrar que has hecho.

Esta forma de trabajo lo hacemos dentro de nuestra empresa utilizando la Blockchain de Ethereum y BNB que son criptomonedas que permiten la implementación de este sistema de financiamiento. Este sistema de financiación es fácil y rápido de ejecutar.

Existe el riesgo de no recaudar todo el capital necesario.

6. Crowdlending

Aquí hacemos referencia a la financiación colectiva, con la diferencia que los pequeños inversores prestan su dinero al futbolista o a la empresa de fútbol para luego recuperar su inversión con intereses. Para esto, es fundamental establecer las bases legales sobre las que se asienta este tipo de operación: tasas de interés, plazo, etc.

El principal contra que tenemos es que existe poca cultura y confianza en la microfinanciación. La ventaja es que suelen establecerse intereses bajos.

Existe el riesgo de no recaudar todo el capital necesario.

Abrir Whatsapp
1
👋 FÚTBOL MAN le saluda.
Somos tu ayuda en la industria del fútbol.